El Grupo Socialista en el Cabildo de Lanzarote traslada a la mesa de partidos su propuesta programática

El documento, que lleva por título “Una mayoría transversal ante una situación excepcional” plantea que recuperar la dignidad en el Cabildo es una tarea que incumbe a todas las fuerzas políticas

El Grupo Socialista en el Cabildo de Lanzarote ha remitido a todas las fuerzas políticas presentes en la mesa de partidos su propuesta programática. 

El documento, que lleva por título “Una mayoría transversal ante una situación excepcional”, plantea que recuperar la dignidad en el Cabildo de Lanzarote es una tarea que incumbe a todas las fuerzas políticas.

El cabeza de lista del Grupo Socialista, José Juan Cruz Saavedra, ha destacado que el documento propuesto recoge las principales líneas programáticas que orientarían el gobierno de la primera institución insular hasta el final de la legislatura.

Con respecto al contenido del documento, Cruz ha señalado: “Nuestra propuesta programática se centra en los aspectos que consideramos fundamentales: reorientar el gasto y los esfuerzos en las personas, garantizar la transparencia, recuperar el consenso sobre el territorio, reorientar la promoción económica, garantizar la titularidad pública de los servicios estratégicos, recuperar el respeto a los funcionarios y al personal laboral del Cabildo, promover la recuperación y puesta en valor del patrimonio e identidad cultural e implicar al Cabildo en un Plan de Capitalidad que reconozca el lugar central de Arrecife en la estructura insular”.

José Juan Cruz ha destacado que, aunque el documento debe ir ahora a la mesa de partidos, en su elaboración se han tenido en cuenta las propuestas de Ciudadanos y Somos Lanzarote. “Ambas fuerzas han tenido un comportamiento enormemente generoso y nos han trasladado los principales puntos que habría que incluir para llegar a un acuerdo. Podemos, sin embargo, ha preferido, legítimamente, reservar sus propuestas para la próxima reunión de la mesa”

El portavoz socialista ha manifestado su convencimiento de que el documento será un punto de partida válido para conseguir un acuerdo con el resto de las fuerzas políticas. “Lanzarote no merece ser gobernada por un presidente a la espera de juicio oral por delitos tales como la prevaricación o las coacciones que suponen hacer prevalecer la voluntad propia sobre el ordenamiento jurídico y el uso de los recursos públicos para imponer esa voluntad personal a los administrados en un ejercicio perverso de sus propias competencias”, ha señalado.